Ejercicios de relajación

EJERCICIO DE RELAJACIÓN
Un sencillo ejercicio para ayudarte a relajarte después del trabajo, algún acontecimiento estresante, etc.

Esto es lo que debes hacer:
  • Ponte ropa muy cómoda y descálzate.
  • Deshazte de todas la joyas y si llevas el pelo recogido suéltalo. Después y muy suave haz unos cuantos movimientos giratorios lentos con los pies, con las manos y con la cabeza.
  • Ten especial cuidado con la cabeza y si tienes problemas cervicales no lo hagas. Y a la vez que los haces ve respirando profundamente.
  • Después túmbate en la cama, el sofá, una tumbona, ... y apaga la luz.
  • Si quieres puedes tener una luz blanca encendida y música relajante puesta.
  • Ten todo el cuerpo estirado boca arriba y lo más cómodo posible.
  • Respira despacio, pero a gusto.
  • Entonces empieza a imaginar un cielo azul maravilloso, sin una nube.
  • Durante un ratito recuerda el olor y sensación del aire cuando el cielo está despejado. Recuerda lo a gusto que te sientes ante un día así.
  • Después a ese cielo dibujale en la mente un inmenso y profundo océano azul.
  • Observa detenidamente que está en calma y que puedes oír las suaves olas.
  • Siente la profundidad y serenidad de ese mar durante otro ratito.
  • Después a ese cielo maravilloso y a ese sereno y profundo mar añádele un bello sol amaneciendo.
  • Inundate de la sensación de frescura y renovación que nos transmite el amanecer todos y cada uno de los días de nuestra vida.
  • Y durante un ratito disfruta de él.
  • Por último introducete a ti en la imagen encima de una verde hierba. Siente el frescor y relajación que te transmite y disfruta de ella otro ratito.
  • Para finalizar hazte con una visualización del conjunto y durante varios minutos disfruta de la serenidad que te aporta hasta que te sientas completamente relajado.